El aire acondicionado de tu coche, aliado de este verano

16 Julio, 2021

Body: 

¿Preparas un viaje largo? ¿Necesitas circular por la ciudad a diario? Este verano el aire acondicionado de tu coche es tu mejor aliado, para cualquier situación.

A la hora de conducir, las condiciones climáticas siempre son un factor a tener en cuenta para una mayor comodidad al volante.

En verano el calor hace acto de presencia y, en ocasiones, de una forma extrema. Para paliar este aumento de temperatura, los coches tienen aire acondicionado.

En este artículo recopilamos las mejores ventajas que puedes aprovechar con el uso de aire acondicionado en tu coche. Sobre todo cuando el calor del verano no da tregua.

Aire acondicionado para un mayor confort

El primer cometido que tiene el aire acondicionado de un coche es mejorar el confort dentro del habitáculo.

Con el aire acondicionado podemos obtener una temperatura óptima en el coche, ideal sobre todo para viajes largos, pero también útil cuando se tiene que conducir en el centro urbano, con temperaturas rozando los 40 grados.

El aire acondicionado mejora la concentración al volante

El aire acondicionado también representa un factor de seguridad. Al reducir el calor del habitáculo y mantener una temperatura equilibrada, el conductor mejora su concentración.

La comodidad, el confort y unas condiciones favorables para conducir, ayudan a que nos centremos en lo más importante, una conducción segura.

Consume menos gasolina con aire acondicionado

Cuando hace calor, hay dos opciones que podemos elegir a la hora de conducir. Podemos bajar las ventanillas o podemos activar el aire acondicionado.

Obviamente el aire acondicionado permite obtener de una forma más rápida y eficiente la temperatura ideal para conducir.

Pero es que, además, sobre todo cuando conducimos a mayor velocidad, hacerlo con las ventanillas bajadas puede ser contraproducente para el consumo de gasolina.

Las ventanillas bajadas provocan una resistencia que el coche debe superar, aumentando la energía del motor y, para ello, requiere de combustible.

Con el aire acondicionado, no solo disfrutamos de un mayor confort, sino que en comparación consumimos menos gasolina que si circulamos a mucha velocidad con las ventanillas bajadas.

El aire acondicionado reduce el riesgo de contaminación

La contaminación en ciudades es un factor muy importante, para el que seguimos adoptando medidas de prevención y reducción.

En la actualidad, no obstante, tenemos que tener en cuenta su presencia, algo que sufriremos si circulamos con las ventanillas bajadas, especialmente en una ciudad con un alto índice de contaminación.

El aire acondicionado, cuando está en buenas condiciones, cuenta con filtros para evitar la entrada de agentes contaminantes dentro del habitáculo.

Así disfrutamos de una conducción más cómoda y también más saludable, ya que evitamos que entre desde polvo hasta partículas contaminantes en el coche.

Consejos para usar el aire acondicionado

¿Quieres optimizar el uso del aire acondicionado de tu vehículo? Sigue los siguientes consejos:

  • Enciende el aire acondicionado cuando el coche ha avanzado ya unos metros, no nada más arrancar el motor.

  • Escoge una temperatura óptima, ni demasiado fría ni demasiado calurosa. De 20 a 25 grados suele ser lo ideal.

  • Enfoca las rejillas hacia el centro del vehículo y no de forma directa hacia el conductor o los pasajeros.