Coches de hidrógeno: Sus ventajas más importantes

08 Julio, 2019

Body: 

La aparición de los coches de hidrógeno es lenta. Todavía hay mucho que desarrollar, pero las ventajas que propone hacen tener las expectativas muy altas.

 

Coches con un combustible más ecológico, coches híbridos que mezclan las posibilidades, coches totalmente eléctricos… Cada vez hay una mayor variedad de tipos de coche, buscando todos ellos la mejor eficiencia energética.

 

Ahora se suma a la oferta la tipología de coches de hidrógeno. Se les denomina así porque se basan en un tanque de hidrógeno para otorgar energía a un motor eléctrico, con cero emisiones contaminantes.

 

Todavía queda mucho por invertir en desarrollo, fabricación, comercialización y también producción y suministro de hidrógeno.

 

Sin embargo, ya podemos conocer la gran mayoría de ventajas que los coches de hidrógeno ofrecen respecto al resto de opciones. Las analizamos a continuación:

 

Una autonomía similar al combustible

 

Uno de los retos más importantes de los coches eléctricos, es el de aumentar todo lo posible la autonomía.

 

Se consiguen avances constantemente, pero siguen estando lejos de las posibilidades de los coches que funcionan con gasolina o diesel.

 

Sin embargo, los coches de hidrógeno eliminan esta limitación. Su autonomía es similar a la de un coche actual que funciona con combustible.

 

Se reduce el tiempo de carga

 

Los coches de hidrógeno tienen a favor el tiempo de recarga que necesitan. Los fabricantes garantizan que en unos 3 o 5 minutos podría estar todo su depósito lleno.

 

Esto tiene una ventaja complementaria. Si el tiempo de carga es mínimo y la autonomía bastante alta, se podría prescindir de la necesidad de estaciones de carga en la vivienda.

 

Obviamente para esto se necesita también una mayor inversión en estaciones compatibles, por todo el territorio nacional.

 

La sostenibilidad en los coches de hidrógeno

 

Por descontado, la opción de los coches de hidrógeno también es atractiva desde el punto de vista del medioambiente.

 

Lo que se emite desde estos vehículos es vapor de agua. Por tanto su impacto negativo en el entorno será completamente nulo.

 

La seguridad de los coches de hidrógeno

 

Diversos estudios y pruebas realizadas en coches de hidrógeno ya en comercialización, garantizan una seguridad óptima a los conductores y el resto de ocupantes.

 

Si se produce una fuga, por ejemplo por un accidente de colisión, el vapor de agua sale despedido, en lugar de quedarse en el vehículo como sucede con la gasolina. Esto reduce considerablemente el riesgo de incendio o explosión.

 

De forma general, se considera que, adoptando las normas de seguridad exigidas en la industria, un coche de hidrógeno no representa mayor riesgo que cualquier otro vehículo ahora mismo en circulación.

 

El futuro precio del hidrógeno

 

En la actualidad, no es una ventaja. El precio del hidrógeno es excesivamente caro como para aprovechar una industria automovilística basada en este tipo de vehículos.

 

Sin embargo, los analistas explican que esto se debe a que, precisamente, no hay mercado. En el momento en el que la comercialización de coches de hidrógeno cobre un ritmo normal, el hidrógeno se generará como producto de venta masiva.

 

Las condiciones del mercado deberían ir reduciendo progresivamente el precio del hidrógeno, hasta estabilizarlo en un coste asumible para el consumidor.

 

En este caso, lo importante es el proceso de producción del hidrógeno. Si se obtiene de fuentes de energía renovables, el coste es mucho menor y, además, se puede almacenar para crear las reservas que sean necesarias.