Nuevas señales de tráfico de la DGT

La Dirección General de Tráfico ya ha comenzado a poner nuevas señales de tráfico con las que reducir la siniestralidad. Te contamos en detalle en qué consiste cada una.

 

El objetivo prioritario de la DGT consiste en preservar una conducción segura para todos los conductores, pasajeros y peatones.

Su principal recurso para conseguirlo es señalizar correctamente las vías por donde se circula, con el fin de avisar a los conductores de ciertas situaciones o acciones.

El problema está en que las señales de tráfico tienen que adaptarse a las nuevas necesidades de conducción, así como ir evolucionando para ofrecer la mejor eficiencia posible cuando se detecta una potencial mejora.

Por este motivo, paulatinamente se van anunciando por la DGT nuevas señales o evolución de las ya existentes.

Recientemente hemos tenido otro de estos anuncios por parte de la máxima institución en el tráfico de España y os detallamos en qué consisten estas nuevas señales. En concreto son dos que, además, tienen una tipología diferente.

 

Nueva señal de ciclistas próximos

Es evidente que la presencia de ciclistas en vías públicas ha aumentado progresivamente durante los últimos años.

La parte negativa de este hecho es que también se ha confirmado un número preocupante de accidentes relacionados con ciclistas.

Dado que además, por las propias características de una bicicleta, son de los más desprotegidos en la carretera, desde la DGT han ideado una nueva forma de protegerlos un poco más.

Se trata de una señal física triangular con un marco rojo, fondo blanco y un ciclista en negro en el centro.

En cada una de las esquinas de la señal triangular hay 3 luces de tonalidad naranja y debajo hay un cartel informativo.

En ese cartel se indica «luz encendida ciclista próximo». Efectivamente, cuando un vehículo ve que esa señal presenta las 3 luces encendidas, significa que a poca distancia hay uno o varios ciclistas y que es recomendable reducir la velocidad.

Esta señal se basa en sensores de movimiento que pueden detectar si ha pasado por la carretera donde se encuentra algún ciclista o incluso una persona con un VMP (vehículo de movilidad personal) y, en ese caso, se enciende durante un tiempo prudencial.

 

Nueva señal para reducir accidentes

La siguiente de las nuevas señales que la DGT ha impulsado para reducir la siniestralidad, ha recibido el nombre popular de «dientes de dragón«.

Se trata en realidad de señales que se están dibujando en el asfalto, grupos de triángulos isósceles de altura variable, comenzando en 60 cm y terminando en 90 cm.

Estos triángulos, que efectivamente parecen dientes de alguna fiera de fantasía, se colocan en tramos que miden 30 metros y que causan una ilusión óptica de que el carril es más estrecho de lo normal.

Estas señales se están colocando en travesías, pasos de peatones, vías urbanas y todos aquellos tramos con una alta siniestralidad.

Sirven para que, casi de forma inconsciente, los conductores reduzcan la velocidad al pasar por ellos, para mantenerse con seguridad en el carril por el que circulan.

Ambas señales se encuentran en programas pilotos, que evaluarán su efectividad y dictaminarán una conclusión final sobre si se implantan en toda la geografía nacional.

Tenemos más artículos para ti